El café es especial en El Retiro y lo pagan mejor

Mientras los precios bajos del grano son un mal, a 9 productores de el municipio de El Retiro se los compran a 6.500 pesos /kilo.

CAFE EL RETIRO ANTIOQUIALino Bedoya recolecta su café cada 20 días en su finca de este municipio del Oriente / Foto: Andrés Henao, eltiempo.com

Los 2.500 árboles de café que Lino Bedoya comenzó a cultivar hace unos cinco años en El Retiro, crecen entre fríjol, mora, piña y aguacate.

Su finca, en la vereda Nazareth, a 20 minutos de esa población del Oriente antioqueño, no supera las cinco hectáreas, pero de ese lote, con más pendientes que planos, extrae alimentos para el consumo personal y obtiene el sustento con el que da una mejor vida a su familia.

Esa independencia económica la empezó a lograr cultivando mora, aguacate hass y ahora sus ingresos le aumentaron con el café.

“Está barato y aquí nos lo pagan muy bien”, afirmó, entre sollozos. A él, y a otros ocho productores de la región les están pagando la libra 2.500 pesos por encima del valor internacional

El ‘milagro’ lo está haciendo posible Café Retiro, una idea asociativa gestada hace tres años por tres antioqueños amantes al grano. Ellos decidieron olvidarse, en principio, del mercado internacional y encontraron los suficientes potenciales en el consumidor local como para hacer del café un negocio rentable.

Iniciaron con una premisa: la calidad del producto y el comercio justo. En consecuencia, los fundadores de la marca establecieron inicialmente pagar a los caficultores un incentivo del 10 por ciento sobre el precio oficial del grano.

Luego, a medida que el negocio fue creciendo, tasaron un precio mínimo de compra de 6.500 pesos.

Según Camilo Gutiérrez, uno de los fundadores de Café Retiro, la idea para lograr el modelo de negocio que hoy promueven fue que el caficultor produjera materia prima, y que el grano fuera directamente de la mata a la tasa.

“Buscamos que ellos sean dueños de su propia marca y que al recibir rentabilidad la reinviertan”, explicó Gutiérrez, quien afirma que la inversión inicial fue de 50 millones de pesos para la planta de producción ubicada cerca al parque principal de El Retiro.

BUENOS RESULTADOS

Han sido tres años duros, pero para Gutiérrez los objetivos se han ido logrando. Afirma que el primer año vendían 300 libras de café al mes. El segundo alcanzaron las 500 y hoy están vendiendo 1.000.

Las ventas el año pasado rondaron los 100 millones de pesos y este 2013 esperan utilidades de 110 millones.

“Tenemos 150 clientes individuales que nos consumen una libra al mes cada uno. Hay 25 clientes institucionales (empresas, restaurantes y oficinas)”, añadió Gutiérrez, al tiempo que anotó que las ventas les dejan alrededor de 11 millones de pesos al mes.

La meta de la compañía es hacer parte del negocio a dos caficultores por año. Por ahora, Lino es de los que más venden para la elaboración de uno de los cafés más especiales de Antioquia.

“Me siento orgulloso porque nos tuvieron en cuenta entre varios productores. Y nuestro grano es apetecido”, dijo.

Fuente: El Tiempo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: